Haití persigue a los asesinos del presidente Moise y se sumerge en el caos

Puerto Príncipe, Haití | La búsqueda de los asesinos del presidente haitiano Jovenel Moise se aceleró el jueves en un clima de tensión y controversia sobre el papel de la policía y la legitimidad del ejecutivo interino, que ha sumido al país en el caos.

• Lea también – ‘Tememos por nuestras familias’

• Lea también – Asesinato del presidente: Haití se hunde

La policía haitiana anunció que había matado a cuatro de los 28 “mercenarios” (26 colombianos y dos estadounidenses), presuntos miembros de los comandos que irrumpieron en la casa del presidente Moise el martes y miércoles por la noche y arrestaron a otros seis.

Entre ellos se encontraba un ciudadano estadounidense, dijo el jueves a la AFP Mathias Pierre, ministro a cargo de asuntos electorales.

Y el Departamento de Estado anunció, sin confirmar el arresto de un ciudadano estadounidense, el jueves, que había accedido a ayudar a la policía haitiana en la investigación.

  • Escuche al columnista político internacional Loïc Tassé con Vincent Dessureault en QUB Radio:

El jefe de la Policía Nacional de Haití, Leon Charles, pidió calma. Sin embargo, se mantuvo ambiguo sobre las operaciones actuales.

Seis de los atacantes estaban en manos de la policía y se recuperaron cinco automóviles. “Desafortunadamente, los residentes quemaron tres”, dijo en una conferencia de prensa el jueves.

“Ya tenemos a los autores naturales a la mano y estamos buscando a los autores educados”, continuó el jefe de policía.

Por su parte, el enviado de la ONU dijo en este informe que muchos “posibles autores” del asesinato del presidente “han encontrado refugio en dos edificios” en Puerto Príncipe “y están rodeados de policías”. Engranaje.

READ  robó Aung San Suu Kyi | Junta militar birmana anula resultados electorales recientes

Dos policías en el banquillo

El fiscal de Puerto Príncipe anunció el jueves que al menos dos altos funcionarios policiales, que son directamente responsables de la seguridad del jefe de estado, estaban en el banquillo y fueron llamados a comparecer ante la justicia.

Me Bed-Ford Claude, el comisionado del gobierno de la capital, ya ha cuestionado la aparente pasividad, o falta de reacción, por parte de los clientes responsables de garantizar la seguridad de Moïse.

Pasé un día en la casa del presidente. No vi a ninguna víctima policial excepto al presidente y su esposa. Si fueras responsable de la seguridad del presidente, ¿dónde estabas? ¿Qué hizo para evitarle este destino al presidente? ».

En el país, todo el mundo permaneció en vigilia el jueves, y tiendas, bancos comerciales, surtidores de gasolina y pequeños negocios de la principal capital haitiana mantuvieron la puerta cerrada.

El aeropuerto de Port-au-Prince ha sido cerrado al igual que la frontera con República Dominicana.

Frente a una comisaría de policía en Petionville, en las afueras de Puerto Príncipe, los residentes por su parte elogiaron a la policía por arrestarla y pidieron la ejecución de los presuntos atacantes.

Los comandos consisten en asesinos “profesionales” a sueldo disfrazados de funcionarios de la Agencia Antidrogas de Estados Unidos, según el embajador de Haití en Estados Unidos.

  • Escuche la entrevista a Chalmers LaRose, profesor del Departamento de Ciencia Política de la UQAM y subdirector del Observatorio de las Américas en QUB Radio:

La comunidad internacional se alarmó de inmediato por este asesinato, ya que el presidente estadounidense Joe Biden y el Papa denunciaron el acto “atroz” mientras el Consejo de Seguridad de la ONU exigía que los autores del asesinato fueran llevados “urgentemente ante la justicia”. Se reunió con urgencia el jueves al mediodía a puerta cerrada.

READ  Estado de Nueva York | Apuntando a la Organización Trump con una investigación criminal

vacío político

Este ataque desestabiliza aún más al país más pobre e inseguro de las Américas.

A las preguntas sobre la caza de los perpetradores se suman las del futuro del país, comenzando por su gobernanza.

Actualmente, dos hombres afirman liderar el país de 11 millones de habitantes, más de la mitad de los cuales tienen menos de 20 años.

Una de las iniciativas políticas recientes de Jovenel Moise, que murió a los 53 años, fue el nombramiento de un nuevo primer ministro, Ariel Henry, el lunes. Este último aún no ha asumido sus funciones.

vacío político

Este ataque desestabiliza aún más al país más pobre de las Américas, que ya se enfrenta a una doble crisis política y de seguridad, que sufre de inseguridad y, en particular, secuestros para pedir rescate llevados a cabo por bandas con verdadera impunidad.

A las preguntas sobre la caza de los perpetradores se suman las del futuro del país, comenzando por su gobernanza.

Actualmente, dos hombres afirman liderar el país de 11 millones de habitantes, más de la mitad de los cuales tienen menos de 20 años.

  • Escuche a Felix Seguin, periodista de la Oficina de Investigación de Quebec, en QUB Radio:

Pero pocas horas después de su asesinato, fue el primer ministro interino, Claude Joseph, quien declaró el estado de sitio, otorgando mayores poderes al poder ejecutivo. Se supone que este último durará dos semanas.

Ariel Henry preguntó: “¿Hay varios primeros ministros nombrados en el país?” Afirmó que Claude Joseph era solo ministro de Relaciones Exteriores.

La oposición política también acusó a Claude Joseph de acaparar el poder.

La enviada de la ONU, Helen Lyme, dijo el jueves que Claude Joseph representará a la autoridad responsable mientras Ariel Henry no haya prestado juramento, refiriéndose a un artículo de la constitución haitiana que establece que en caso de una vacante en el cargo presidencial “, encabezó el gabinete por el primer ministro ejerce el poder ejecutivo hasta la elección de otro presidente “.

Defensor de los derechos humanos, A.mi Gideon Jean, dijo a la AFP, describió la “sospecha” del afán del primer ministro interino por declarar el estado de sitio, lo que lo llevó a “considerar un intento de golpe”.

El país, sin embargo, está sumido en una crisis institucional. Jovenel Moïse no ha organizado elecciones desde que llegó al poder a principios de 2017, y el país no ha tenido un parlamento desde enero de 2020.

Acusado de inacción ante la crisis, enfrentó un severo escepticismo por parte de gran parte de la sociedad civil y se regía principalmente por decretos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *