En Toulouse, Sinellatino, la cabeza de las estrellas

Publicado en:

Encuentros de cines latinoamericanos levantaron el telón la noche del viernes en los hermosos espacios del cercano Capitolio y Cinemateca, con invitados, voluntarios y amigos del festival, en celebración del reencuentro tras dos años de distanciamiento impuesto por la crisis sanitaria. La 34ª edición también estuvo marcada por varias ocasiones: los encuentros Cinémas d’Amérique Latine y Cinéma en Construction, dos pilares concretos e imprescindibles para que « viva el cine En Latinoamérica.

De nuestro corresponsal especial en Toulouse,

Junto a la Catedral de Saint-Sernin, la joya de la arquitectura románica, el director cubano Miguel Coyola, que vino a presentar su sorprendente y maravillosa película corazon azul, da paso al sol para tomar una foto. Otra Generación, Otra Mirada, Documentalista Chilena Patricio Guzmán Es la estrella invitada en esta trigésima cuarta edición. Obligado a permanecer en París donde vive debido a un problema de salud, sin embargo, participa activamente en las discusiones que siguen a sus películas o en reuniones como la de los sábados sobre el tema «De la memoria a las estrellas» sobre su película. anhelo de luzy más generalmente sobre un trabajo que documenta el presente interrogatorio de memoria Documental que pretende ser subjetivo. El festival presenta una completa retrospectiva de la obra de Patricio Guzmán, habitual aquí, de la trilogía batalla de chile Incluso botón de nácar Y el Sueños de cordillera. Apostamos a que su próxima película, actualmente en evaluación, encontrará un buen lugar en las pantallas de Rencontres de Cinélatino.

Cinémathèque de Toulouse, 26 de marzo: Con video, el director chileno Patricio Guzman y en la sala los astrofísicos Thierry Contini (G), Marion Gutro e Ignacio del Valle,
Cinémathèque de Toulouse, 26 de marzo: Con video, el director chileno Patricio Guzman y en la sala los astrofísicos Thierry Contini (G), Marion Gutro e Ignacio del Valle, © Isabelle Le Gonidec / RFI

El festival se lleva a cabo bien en Chile, como lo justifica la noticia, ya que la reciente toma de posesión del nuevo presidente Gabriel Borek se abre con la asistencia de varios cineastas a alrededor de 80 invitados de El festival que dura hasta el 3 de abril en Toulouse y su región Más de 130 largometrajes o documentales según sus diferentes secciones, competición, descubrimientos y otros mediosOtra mirada dedicada al joven director argentino Matías Pinheiro. Es autor de una obra poco conocida por el gran público, que explora la actuación, la actuación teatral, la actuación cinematográfica y la vida actoral, revisitando especialmente las obras de Shakespeare en sus películas. Asígnale una útil entrevista en el número anterior de la revista cine latinoamericano, Desde que fue convocado a la edición de 2021.

READ  [TÉLÉCHARGER LE PDF] El mercado de películas de nailon para envases líquidos experimentará un crecimiento emocionante para 2021-2030: socios innovadores

cines latinoamericanos30 años

Una revista que este año cumple 30 años, imprescindible para acompañar el cine en el subcontinente indio y un número de aniversario dedicado en gran parte a la cuestión de la preservación, restauración y transmisión del patrimonio cinematográfico latinoamericano.

«Treinta Años Nada…” (Tango Melody)

En 1992, año del «descubrimiento» de América, la revista fue lanzada por los organizadores del festival, que ya existe desde hace cuatro años. Luego se trataba de dar a conocer el cine como portador de las culturas del subcontinente latinoamericano, en varios idiomas, en francés y español o portugués brasileño. La reseña arroja luz sobre Rencontres pero también destaca tendencias o interrogantes que alimentan los cines de Cuba, Argentina, Brasil o Centroamérica. Los artículos de revistas están ampliamente abiertos a autores del subcontinente indio, cineastas, críticos, periodistas o educadores que investigan para• Fomentar la diversidad de puntos de vista y contribuir al diálogo intercultural Escrito por Paulo Antonio Paranaguá, periodista y crítico de cine que dio impulso al trabajo crítico y teórico de sus páginas. Publicada en papel – originalidad asociada a los autores – en blanco y negro, sin anuncios – salvo el reverso de la portada y para la región de Occitania financiada, disponible unos meses después en edición digital, la revista ocupa un lugar destacado entre todos los interesados en el cine latinoamericano. Desde los primeros números, mecanografiados, con imágenes cortadas a mano y un tren recorriendo todas las habitaciones del apartamento del matrimonio Saint-Dizier, presidente del festival con los primeros miembros fundadores, la revista se ha ido enriqueciendo de algún modo profesionalmente incluso si el fruto de la apasionada labor de voluntarios cinéfilos queda en Latinoamérica.

READ  ¿Qué se debe recordar del documental de Netflix sobre Pelé?

El cine es parte de la memoria y por ende de la identidad de los pueblos, y América es el continente donde mayoritariamente están desapareciendo los archivos fílmicos, como advirtió hace unos años Patricio Guzmán en un número anterior de la revista. Falta de interés o cultura, falta de dinero o razones políticas. Recordamos el pánico, hace unos meses, en Brasil, duranteIncendio en cine de Sao Paulo.

El cine en construcción, el motivo principal

Desde la década de 1990, muchos países han adoptado legislación audiovisual y cinematográfica, textos que también regulan la preservación de este patrimonio. Aquí está el archivo de este nuevo número de la revista, y aquí también debemos reiterar una de las principales contribuciones de los Encuentros de Cine Latinoamericano de Toulouse: la asistencia en la creación y distribución de películas. cine en construccionCelebrando su vigésimo aniversario, fue una iniciativa pionera, que desde entonces ha sido retomada en varios festivales: tiene como objetivo apoyar las películas latinoamericanas en posproducción, ayudar a completarlas y difundirlas. «Cine en Construcción» nació en colaboración con el Festival de San Sebastián gracias al difunto José María Riba ; Luego tomó el relevo el Festival de Cine de Lima. BoliviaSobre la vida de un trabajador migrante boliviano en Argentina, una película amarga y cruel sobre el racismo, dirigida por el argentino Israel Adrián Caetano fue la primera en beneficiarse de este apoyo. Retransmitido este domingo en la Cinémathèque y presentado por Esther Saint-Dizier, la creadora de este dispositivo.


Más, más de 200, seguidos Excanol del guatemalteco Jiro Bustamante, Bello Malo Sra. Mariana Rondón de Venezuela, Casa de Antigüedades brasileño joao paulo miranda, Silencio Beatriz Sener O. Gloria Por Sebastián Lelio…la lista es genial.

READ  Nueva subida de precios de Netflix en EEUU y Canadá

Un dispositivo más importante en estos tiempos en que la cultura y el cine están inestables por las consecuencias de la epidemia que ha afectado severamente al continente latinoamericano. Si se organiza la resistencia al rodaje, recuerda Francis Saint-Disier, presidente de ARCALT, la Asociación Organizadora de Encuentros, los círculos de distribución comercial corren menos riesgos. Sobre todo porque los circuitos de distribución de películas de los autores son frágiles debido a la falta de ayudas públicas y redes estructuradas como los cines. Treinta años, veinte años… Todavía tienen un futuro brillante por delante de la mano amiga de Rencontres de Toulouse en la creatividad cinematográfica.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.