Crisis política: el presidente Fernández reforma el gobierno en Argentina

publicado

Presionado por un revés electoral y su vicepresidenta, Cristina Kirchner, Alberto Fernández nombró este viernes un nuevo gobierno.

El presidente argentino Alberto Fernández en Buenos Aires el 9 de junio de 2021.

Agencia de prensa de Francia

El presidente argentino Alberto Fernández anunció, este viernes, la formación de un nuevo gobierno para solucionar una crisis política provocada por el revés electoral de la mayoría, que se transformó en un abierto enfrentamiento con su diputada, Cristina Kirchner.

El poder ejecutivo atravesó su crisis más severa esta semana, luego de las primarias legislativas del domingo pasado, en las que la coalición gobernante Frent de Todos (Peroni de centro izquierda) recibió solo el 31% de los votos a nivel nacional.

El sistema de primarias generales para todos los partidos políticos se estableció en 2009, el mismo día ya nivel nacional, y es un sistema específico de Argentina. Dado que la votación es obligatoria, estas primarias son una medida integral antes de la votación.

Presión de Christina Kirchner

Los malos resultados de la coalición gobernante el domingo llevaron a su temor, durante las elecciones del 14 de noviembre, de perder su mayoría en el Senado y renunciar a su esperanza de conseguirla en la Cámara de Representantes, mientras permanece dos años más de Fernández. Estado Kirchner.

La crisis ejecutiva estalló el miércoles, cuando dimitió el ministro del Interior, Eduardo “Wado” de Pedro, junto con otros cuatro miembros del gobierno. Todo el mundo es considerado cercano a Christina Kirchner y la iniciativa se interpretó como una presión del vicepresidente al jefe de Estado para cambiar el gobierno por completo.

“¿Piensas seriamente que no es necesario, luego de esta derrota, presentar públicamente renuncias y que los funcionarios faciliten la reorganización de su gobierno por parte del presidente?” Entonces Kristina Kirchner escribió el jueves, en una carta abierta criticando a los jefes de cuerpo que “se aferran a sus sillas”.

Crisis económica

El presidente no aceptó estas renuncias y los cinco ministros que renunciaron finalmente continuaron en el cargo, al igual que Martín Guzmán, titular de la cartera de economía e interlocutor principal del Fondo Monetario Internacional (FMI).

Juan Manzor, gobernador de la provincia de Tucumán (Noroeste), ha sido designado presidente del Consejo de Ministros, en sustitución de Santiago Cafiero, uno de los miembros más rivales del Ejecutivo por Cristina Kirchner. Pero Santiago Cafiero ha sido designado jefe de diplomacia en sustitución de Felipe Sola, que se encuentra en México.

Los nuevos ministros son Aníbal Fernández (Seguridad), Julián Domínguez (Ganadería, Agricultura y Pesca), Juan Perzic (Educación) y Daniel Vilmos (Ciencia y Tecnología). Juan Ross es el nuevo secretario de Comunicaciones y Prensa, en lugar de Juan Pablo Biondi, a quien el vicepresidente ha criticado abiertamente por acusarlo de organizar “operaciones externas”, estas discusiones con periodistas bajo la apariencia de anonimato.

Una de las tasas de inflación más altas del mundo.

En recesión económica desde 2018, Argentina atraviesa una crisis económica agravada por la pandemia de COVID-19. Para mitigar los efectos de las restricciones sanitarias, el gobierno ha emitido importantes emisiones cambiarias, especialmente en 2020, a pesar de su impacto en la inflación.

Cristina Kirchner, presidenta de 2007 a 2015, criticó esta semana al presidente Fernández por creer que no emitió suficiente liquidez en 2021. Un impacto negativo en la actividad económica y, por ende, en la sociedad en su conjunto, y esto sin duda tendrá consecuencias electorales. ”, Escribió en su carta. Abierto desde el jueves.

Argentina tiene altas tasas de pobreza (42%) y desempleo (10%), así como una de las tasas de inflación más altas del mundo (32% de enero a agosto) y una deuda vencida del 44%. Mil millones de dólares (41 mil millones de francos) del Fondo Monetario Internacional. El 22 de septiembre, el país debe pagar al FMI 1.900 millones de dólares (1.800 millones de francos), y otro igual en diciembre.

(Agencia de prensa de Francia)

READ  Un estudio encargado por la justicia confirma que el acuerdo que aceptó el macrismo con respecto al correo argentino fue perjudicial para el estado

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *